domingo, 11 de noviembre de 2012

'Vamos hombre, que el mundo pare ya.
Joder, si. Que me mareo y entonces no puedo fingir. 
¡Venga! ¡Que pare ya! ¡Joder!, lo digo enserio ¡QUE ESTO PARE YA!
¿Os que no lo ves?, que cada vez que paso por esto me caigo a lo más profundo y que luego no se salir. ¿No lo ves, en serio? ¡¿Eres tonto?!
Déjame para siempre o quiéreme hasta el final, pero no hagas esto que solo confundes mis ansias y mis ganas con una irónica e irreversible tristeza que se enquista en los laterales de mi pequeño corazón y de ahí si que no se salir, te lo prometo. Que puedo mirarte si me miras, si me miras a mi, que puedo hablarte si me hablas, a mi..  Incluso podrías llegar a completarme, a entenderme, que eso ya es decir..
Pero ¿es que no lo ves?.. 
Quiero que lo veas ahora, porque es cuando puedes verlo realmente, quizás dentro unos meses o días o horas, quién sabe,.. Quizás ya no puedas verlo nunca más..
Y por una parte es una pena decir esto, porque si lo vieras podrías entender tantas cosas, infinitos líos entre lazados con lágrimas, 'te quieros' guardados bajo llave y ese 'no te vayas' que nunca llegué a pronunciar y que guarde con tanto ímpetu en un compartimento de mi alma.. 
Pero si por el contrario ocurre lo que no debería por tu parte ocurrir, y te niegas verlo. 
Pues entonces ya se que puedo envolverte en papel de seda muy fino y encerrarte en una cajita de música con una melodía curiosa y no abrirte nunca más.'

No hay comentarios:

Publicar un comentario